Juan Manuel Blanes

PDFE-mail

(Montevideo, 8 de junio de 1830 — Pisa, Italia, 15 de abril de 1901), pintor uruguayo. En todas sus obras, dentro del academicismo de las reconstrucciones históricas y a diferencia de los pintores románticos europeos, buscó valores nacionales íntimos.

Sus primeros dibujos conocidos datan de los catorce y quince años de edad, momento en que se traslada con su madre y hermanos al campo sitiador del Gral. Manuel Oribe, donde trabaja en la imprenta del periódico "El Defensor de la Independencia Americana". Durante su estadía en el Cerrito no abandona la pintura, ejecutando pequeñas acuarelas y algunas alegorías.

A su regreso se dedica a la pintura de retratos, y en 1854 instala su primer taller en la calle Reconquista. Un año después viaja con su mujer, María Linari, y su primer hijo, Juan Luis, a la ciudad de Salto, realizando allí pinturas por encargo. En 1857 se traslada a Concepción del Uruguay donde conoce al Gral. Urquiza, para cuyo palacio pinta varios lienzos murales.

Poco después, en Montevideo, gestiona y obtiene del gobierno una pensión para estudiar pintura en Europa, viajando a fines de 1861 con su familia a Florencia, donde ingresa al taller del pintor Antonio Císeri. Regresa al Uruguay en 1864 y en los quince años siguientes lleva a cabo una intensa actividad como pintor retratista –se destaca el Retrato de la madre del artista- desarrollando, además, temas costumbristas y otros referidos a hechos históricos de la formación nacional, o acontecimientos relevantes de la época. En 1871 pinta Un Episodio de la Fiebre Amarilla en Buenos Aires, que le consagra en el ámbito rioplatense. Al año siguiente, preocupado por alcanzar al público argentino y chileno, realiza un cuadro sobre la revista del Gral. José de San Martín a sus tropas en Chile, La Revista de Rancagua. Exhibido ese mismo año en Buenos Aires, es llevado a Chile por el propio Blanes en 1873.

En 1875 inicia los preparativos para pintar una tela sobre el tema del desembarco y juramento de los Treinta y Tres Orientales, que finalizará a fines de 1877.

En 1879 emprende, con su familia, el segundo viaje a Europa, ahora con la idea de formar a sus hijos, Juan Luis y Nicanor, en el estudio de la pintura y la escultura. En Florencia trabaja en varias telas, incluyendo La batalla de Sarandí, realizando también algunas escenas gauchescas y alegorías, pero vive abrumado por inseguridades económicas, por el destino incierto de sus hijos, por la lejanía de la patria.

Al regresar a Montevideo pinta su Retrato de Carlota Ferreira de Regunaga. Poco tiempo después realiza el Artigas en la Ciudadela destinado a la Cámara de Senadores y la Revista del Gral. Máximo Santos en 1885, encargada por los amigos del presidente.

En 1889 fallece su mujer y poco después decide viajar a Europa con Nicanor para reunirse en Italia con Juan Luis, quien permanecía en Roma. De ese viaje regresa a Montevideo solo, en el año 1891. En esta ciudad continúa su cuadro sobre la ocupación militar del Río Negro por parte del Gral. Roca, al tiempo que pinta varias alegorías. Entre tanto, fallece en un accidente su hijo Juan Luis y desaparece en Italia su hijo Nicanor.

En 1899 viaja a la ciudad de Pisa, donde se establece con la esperanza de encontrar desde allí el paradero de su hijo. Fallece en esa ciudad, en una casa de la Vía di Mezzo donde vivía su amiga, la signorina Manetti. Sus restos son traídos a Montevideo, donde reciben sepultura el día 29 de junio de ese mismo año.
Fuente: Museo Municipal de Bellas Artes Juan Manuel Blanes